¿Por Qué Huelen Mal los Pies? Causas, Consejos y Tratamientos

Los pies cuentan con 250,000 (sí, doscientos cincuenta mil) glándulas sudoríparas, es por esto que es completamente normal que, a veces, nuestros pies sufran de mal olor. Hoy en día es muy común que esta patología se asocie a una falta de higiene podológica, pero en realidad hay muchos otros factores que causan esta anomalía.

El mal olor se produce cuando el sudor entra en contacto con las bacterias que todos los humanos tenemos en la piel, produciendo así en su descomposición amonio y ácido graso.

Científicamente, esta afección se conoce como Bromhidrosis, la cual se define como un exceso de sudoración.

CAUSAS

Existen diferentes factores relacionados con el exceso de sudor y por lo tanto del mal olor, de los cuales, muchos de ellos no están relacionados con la falta de higiene. Algunos son:

  • Hormonales. Se localiza en la adolescencia o pubertad principalmente, debido a que en esta época los cambios hormonales juegan un papel muy importante (salida de vello, comienzo del periodo, acné…). Todos estos cambios vienen dados por descargas y cargas hormonales que dan lugar a desechos, los cuales se eliminan por varias vías, entre ellas por las glándulas sudoríparas de los pies.
  • Alimentación. Hay ciertos tipos de comida que al degradarse dan lugar a moléculas odoríferas (causantes del mal olor) y se eliminan a través del sudor, como las especias, la cebolla o el ajo.
  • Estrés y ansiedad. Estos trastornos provocan la liberación de hormonas, estimulando las glándulas del sudor.
  • Infecciones por hongos y bacterias en los pies. Una de las patologías más comunes es el pie de atleta o tinea pedis, que afecta principalmente a deportistas o montañeros debido al exceso de humedad acumulada en el interior del calzado.
  • Uso de calzado o calcetines que no dejen transpirar la piel.
  • Alteraciones en el funcionamiento de las glándulas apocrinas localizadas principalmente en pies, axilas, genitales y pecho.
  • Enfermedades metabólicas, renales o hepáticas.
  • Tratamientos farmacológicos (como los antidepresivos)
  • Consumo de sustancias tóxicas como el alcohol y el tabaco.

 

Caminar descalzo en algunos terrenos puede ser un factor importante para el mal olor en los pies.

TRATAMIENTOS

Si alguna vez has sufrido de esta patología, muy seguramente te preguntarás: ¿Cómo evito que mis pies huelan mal?

Pero no te preocupes, existen múltiples opciones que pueden ayudarte a combatir estos problemas de sudoración y mal olor:

  • Cuidado de la higiene del pie lavándola diario con un jabón desinfectante. Secando completamente todo el pie y siendo meticulosos especialmente entre los dedos, pues es ahí donde en muchas ocasiones se localiza una maceración que provoca mal olor. En tus baños, también puedes añadir una cucharada de bicarbonato de sodio, el cual que actúa directamente sobre las bacterias que generan el mal olor.
  • Productos comerciales como talcos o spray que estén específicamente formulados e indicados para uso podológico
  • Uso de chanclas en baños y vestuarios de gimnasios, con el objetivo de prevenir infecciones por hongos.
  • Calcetines. Cambiarlos diariamente (incluso más si sufres de mucha sudoración) y cuyos materiales sean transpirables y de algodón o lana, evitando los materiales sintéticos.
  • Calzado. Usar zapatos de material natural, como el cuero, que permiten la transpiración. Es muy importante también airearlos cuando llegamos a casa después de haberlos llevado durante todo el día.

¿Te interesaría conocer más sobre lo que hacemos en Feet10? ¡Contáctanos! Si deseas más información puedes enviarnos un mensaje por WhatsApp en el siguiente link http://bit.ly/f10whatsapp o llamándonos al +52 (33) 18124493.

Tagged under: